Pinky, el gatito amoroso

Un policía sobreestimando al gato de mierda que tiene por mascota.

3 comentarios:

  1. Una buena patada en la cabeza, gato de mierda.

    ResponderEliminar
  2. Mamá, mamá ¿por qué los gatos no llevan correa?

    ResponderEliminar
  3. acá la única mierda es el dueño del pobre gato. Se mereció esa mordida. Forro!

    ResponderEliminar